Villa Clara, Cuba. – A 62 años de su constitución, los Comités de Defensa de la Revolución continúan siendo una organización de pueblo.

Desde su fundación por el Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz se convirtieron en defensores de la nación cubana ante los intentos fallidos de derrotar la naciente Revolución.

A partir de aquel entonces también los CDR resultaron una importante vía para ayudar a todo el pueblo, actitud asumida siempre y ratificada por su membresía durante la batalla contra la COVID-19 para acercar medicinas y alimentos a ancianos y personas vulnerables.

Así lo consideró la villaclareña Magalys Perdomo, una cederista devenida mensajera durante la etapa de pandemia, una práctica que continúa ejerciendo, pues como expresó, el espíritu solidario sigue latente en los miembros de la organización más numerosa de Cuba.

Protagonismo en la sociedad

Han pasado los años y los tiempos son diferentes a los que dieron vida a los Comités de Defensa de la Revolución, sin embargo, como manifestó el villaclareño Humberto Hernández, la organización mantiene su poder de convocatoria y contribuye con la unidad de los cubanos.

El jubilado destacó la valía de la organización de incentivar a la población a participar en los procesos que trascienden en Cuba amparados por la Constitución, como el referendo popular del nuevo Código de las Familias previsto para mañana domingo, para lo cual resultó indispensable la participación de su membresía en su redacción final.

El santaclareño expresó que a 62 años de su fundación, los CDR continúan siendo la organización de masas por excelencia que convoca al pueblo a seguir la construcción del proyecto social cubano.

Etiquetas: - -