Compartir

Las Tunas, Cuba.- Desde hoy los Leñadores asumen con optimismo su primera final en la historia de las series nacionales de béisbol que jugarán frente a los Alazanes de Granma en una serie de siete juegos a ganar cuatro.

La contundente reacción en el duelo semifinal ante Industriales mantiene elevada la moral de los dirigidos por Pablo Civil, quien se define el tunero más feliz sobre la tierra y anunció para el primer partido a su lanzador líder de estaf Yoelkis Cruz.

Desde mucho antes de las cuatro de la tarde, en el estadio Julio Antonio Mella se espera gran concurrencia de una afición llena de iniciativas y alegría desbordante que disfrutará de servicio waifai para llevar sus vivencias al mundo.

Pocos se atreven a dar pronósticos de la primera final entre equipos del oriente en la historia de 57 temporadas de béisbol revolucionario en Cuba pero sí se asegura teleaudiencia en toda la región.