La Habana, Cuba. – En nombre del Partido, el Estado y el Gobierno, el Primer Ministro, Manuel Marrero, transmitió una felicitación y el reconocimiento infinito a los trabajadores de la salud pública cubana por su consagración y resultados, en un año muy duro por la pandemia y el recrudecido bloqueo.

En reunión que evaluó el trabajo anual del Ministerio de Salud Pública, el también miembro del Buró Político expresó: “Nosotros no les fallaremos, estamos conscientes de los problemas que enfrentan para desarrollar a plenitud su trabajo y en la medida que sea posible iremos dando respuesta a toda esa situación”.


“Sabemos que seguirán dando el máximo en nombre del pueblo que ha confiado tanto en ustedes y nosotros, y al que nunca defraudaremos”subrayó.

Marrero llamó a tener en cuenta todas las experiencias que nos dejó la pandemia y a fortalecer el Programa del Médico y la Enfermera de la Familia.

Seguir mejorando los indicadores sanitarios

El Ministro de Salud Pública, José Angel Portal, refirió que 2021 fue un año difícil, en el cual el MINSAP implementó nuevas medidas sanitarias basadas en evidencias científicas y se continuó el perfeccionamiento del protocolo de actuación y de otros procedimientos clínico-epidemiológicos y organizativos para controlar la epidemia.

Como uno de los resultados más encomiables, el titular mencionó a la vacunación pediátrica, única de su tipo a nivel mundial por su concepción y alcance.

Señaló las deficiencias que han impedido el cumplimiento de indicadores sanitarios; su solución, dijo, es imprescindible para lograr avanzar en el desarrollo que el sistema de salud necesita desde una práctica transformadora.

Portal insistió en que el ejemplo, la ética, responsabilidad y consagración son conductas claves para seguir mejorando la salud de la población cubana.

Prioridades y desafíos

Garantizar la calidad de los servicios, de acuerdo con los principios y valores de la salud pública cubana, y consolidar el funcionamiento y resolutividad del Programa del Médico y la Enfermera de la Familia están entre las prioridades del sector, enfatizó el ministro de Salud Pública, José Angel Portal.

En el balance anual, el titular mencionó, además, continuar el proceso de fortalecimiento de la Higiene, la Epidemiología y la Microbiología y asegurar la disponibilidad de medicamentos, tecnologías médicas y servicios farmacéuticos.

Entre los desafíos de la salud pública, puntualizó, están recuperarnos de las consecuencias de la pandemia, avanzar en el desarrollo del sector y tener en cuenta en las acciones futuras la experiencia en el combate a la Covid-19.

También atender de forma diferenciada la salud de una población envejecida y continuar optimizando el uso de recursos.