La Habana, Cuba. – Al inicio de la Mesa Redonda, Maritza Cruz García, viceministra de Finanzas y Precios, resaltó que en la planificación del presupuesto del Estado para 2024 se mantuvo como prioridad el respaldo a los gastos sociales

Es una conquista de la Revolución que se mantiene, aun en condiciones adversas, sostuvo y añadió que muestra de ello es que en 2024 el 63% del gasto total está dedicado a los sectores de salud, educación, la asistencia y la seguridad social, además de cultura y deporte.

Afirmó que una premisa del presupuesto del año venidero ha sido restablecer el nivel de actividad y planificar un discreto incremento en el gasto para respaldar esos niveles de actividad y la recuperación de los servicios que se prestan a la población.

En nuestro presupuesto siempre han sido primordiales la salud y la educación. La salud pública recibe un 26% del gasto total y la educación, un 20%. Si hablamos de valores, a salud van 60 000 millones de pesos, y 55 000 a educación, precisó Cruz García.

Según la viceministra de Finanzas y Precios, el gasto en el personal en esos sectores abarca el 20%.

Explicó que el presupuesto está en condiciones muy adversas, marcado por una economía con un crecimiento muy discreto y que no obtiene los ingresos necesarios para respaldar el gasto social. Es por ello que no se ha podido respaldar un incremento salarial en todo el sector presupuestado, porque no hay capacidad de ingreso en este ejercicio fiscal.

A pesar de esto, reafirmó que el Gobierno ha decidido respaldar una justa y necesaria medida para los sectores de salud y educación, por la necesidad que tenemos de estabilizar la fuerza laboral especializada en esos sectores para mejorar la calidad de vida y de la enseñanza. Es una medida que ha reclamado el pueblo.

Esa medida tiene una repercusión en el gasto del presupuesto, pues son sectores con casi un millón de trabajadores.

Estamos hablando de más de 25 000 millones de pesos en el incremento del gasto para respaldar las medidas. En la salud pública, son 13 785 millones en gasto del personal y los impuestos; en educación, 11 544 millones, en lo cual se incluye la educación superior, con 756 millones.

La viceministra aclaró que ambas medidas incluyen a otros sectores educacionales, como los pertenecientes a Cultura y el Inder.

No es una medida total, es una medida parcial en correspondencia con la capacidad que hemos tenido de ingresos, aclaró.

El Estado ha concebido como una prioridad hacer una asignación diferenciada a esos sectores. Esto requiere que todos los que gestionan recursos eleven la capacidad de ingreso. Es importante ratificar el peso que tiene en los déficits incrementar estos ingresos. No solo los relacionados con el sistema empresarial, que es un sector vital en la economía, sino también con las formas de gestión no estatal, subrayó.

Agregó que en la medida en que seamos capaces de producir e incrementar los bienes y servicios, estaremos en capacidad de implementar otras medidas en estos y otros sectores.

Cruz García recordó que es un grupo de medidas, no están aisladas. Realmente, esto es una inversión, una medida imprescindible y necesaria que va a tener un efecto positivo en la población. Esa misma población que hoy paga altos precios y que requiere que disminuya la inflación va a recibir un servicio de mayor calidad en la educación y en la salud.

Advirtió, además, que este paso requiere también que sobre esos sectores haya más control para supervisar que el efecto de esta medida sea positivo, y que su diseño e implementación sean los adecuados, de forma tal que garanticemos que desde que se implemente, se aseguren los recursos financieros necesarios.

La medida tiene resonancia en los presupuestos municipales, en cuya autonomía se trabaja hace más de dos años, pero “también va a mejorar la calidad de los servicios directos que recibe la población en los municipios y en las provincias del país”, señaló la viceministra de Finanzas y Precios.

Cuatro medidas relacionadas con los incrementos de ingresos para el sector salud

Luis Fernando Navarro Martínez, viceministro de Salud Pública, informó que el sector agrupa a más de 409 000 trabajadores, de los que 279 429 son profesionales, incluidos universitarios, técnicos de nivel superior y medio, además de 130 000 trabajadores administrativos, operarios y de servicios, que también juegan un papel muy importante en los servicios que diariamente recibe la población.

Reconoció, además, el esfuerzo que hace el país para respaldar cada año en el presupuesto del Estado los recursos financieros para garantizar la sostenibilidad de una salud que es totalmente gratuita. 

La adopción de 22 medidas para el sector de la salud, en las que se incluyen cuatro fundamentales, va a influir en los ingresos de un grupo importante de trabajadores, sobre todo profesionales y técnicos vinculados directamente a los servicios médicos, dijo.

Adelantó que hay cuatro medidas relativas a la colaboración médica y de los servicios como parte de la exportación de servicios. Otras 12 se relacionan con el mejoramiento de las condiciones de vida y de trabajo de nuestros trabajadores. Tres se conciben para seguir incrementado la estimulación moral.

El viceministro aclaró que centraría su intervención en las cuatro medidas relacionadas con los incrementos de ingresos, mientras que el resto serán dadas a conocer por el organismo en los próximos días.

Informó que las medidas que incrementan los ingresos de profesionales y técnicos directamente relacionados con la asistencia médica tienen una primera etapa y comenzarán a surtir efecto a partir del 1 de enero de 2024. Se espera que contribuyan a disminuir la fluctuación de los profesionales hacia otros empleos en el país.

Según Navarro Martínez, la primera medida dictamina establecer el pago adicional mensual por años de servicio para médicos, estomatólogos, personal de enfermería, psicólogos, tecnólogos, licenciados y técnicos que cumplen funciones específicas, propias de la actividad de salud.

Este es un reclamo importante, sobre todo de médicos y estomatólogos, porque para enfermeras y tecnólogos estaba aprobado un mínimo de antigüedad; sin embargo, médicos y estomatólogos no tenían ese pago, dijo y precisó que una escala establece un pago determinado por años de servicios.

Llamó a tener en cuenta que en la salud hay un grupo importante de profesionales con más de 30 años de servicios que siguen activos y es justo que se les reconozca el esfuerzo que han hecho casi toda su vida después de graduados. 

Aclaró que, a partir de los 30 años de labor, cada dos años corresponde un incremento de 400 pesos mensuales. No estamos hablando solo de esos 30 años, sino que en la medida en que van pasando los años, hay un incremento de 400 pesos mensuales.

Esta medida de pago por antigüedad de trabajo en el sistema nacional de salud abarca a un total de 212 427 profesionales y técnicos, dijo Navarro Martínez.

Los trabajadores de las universidades de Ciencias Médicas recibirán el pago por años de servicios, según lo dispuesto por el sistema de educación superior.

La segunda medida aprobada consiste en incrementar la tarifa horaria (pesos por hora) para médicos, estomatólogos, personal de enfermería y tecnólogos en las siguientes cuantías y horarios:

  • Para médicos y estomatólogos, la tarifa será de 50 pesos (de lunes a viernes a partir de siete de la noche a siete de la mañana. Los sábados, a partir del mediodía, y el domingo desde las siete de la mañana)

Este ha sido otro reclamo de nuestros trabajadores, no solo por lo que significa el pago de las horas trabajadas, sino por el reconocimiento a la labor en horarios nocturnos y los sábados y los domingos. Nuestros especialistas han tenido que incrementar, incluso, el número de guardias, a partir de las condiciones específicas que pueda haber en una institución, comentó el viceministro.

  • Para el personal de enfermería, la tarifa es de 40 pesos/hora, en los horarios de siete de la noche a siete de la mañana. Los horarios dependen del ajuste que tengan, explicó.
  • Para los tecnólogos de la salud, la tarifa es de 30 pesos/ hora en el horario de siete de la noche a siete de la mañana.

La tercera medida está relacionada con que se aprobó un pago adicional por condiciones especiales de trabajo a médicos, estomatólogos, personal de enfermería, psicólogos, tecnólogos, farmacéuticos y otros profesionales técnicos que trabajan directamente en los servicios de la salud de mayor demanda asistencial y tienen un nivel de responsabilidad superior, o donde las características de la patología a atender demandan un esfuerzo físico o mental superior al normal.

Esta medida relaciona el esfuerzo que hace el profesional con el reconocimiento, además de su salario, apuntó Navarro Martínez.

Precisó que el Minsap estableció cinco grupos de condiciones especiales de trabajo, aplicables a médicos y estomatólogos, que incluyen servicios brindados, desde la atención primaria de salud hasta las más complejas en la actividad secundaria y terciaria.

  • El grupo 1 tiene tres pesos por hora; el grupo dos, 4.50 por hora; el grupo tres, seis pesos; el cuatro 7.80, y el cinco, 9.00 pesos.

Ya está aprobado un documento del ministerio que será discutido en detalle con nuestros trabajadores, para que puedan conocer cuáles son esos servicios y a qué nivel, dijo.

  • Para el personal de enfermería y otros técnicos, las tarifas se incrementan hasta los siguientes valores: grupo 1 (1.20 la hora); grupo 2 (2.30 la hora) y grupo 3 (3.50)

Pudiera parecer mínimo, pero hay que tener en cuenta que esto es adicional a su escala salarial, además de la guardia y la antigüedad. Estamos reconociendo el esfuerzo que desarrolla un grupo de trabajadores, comentó el viceministro. Esta medida va a beneficiar a 212  427 profesionales y técnicos de la salud.

La cuarta medida atañe a los ingresos de los profesionales de la salud y autoriza el pago por el máximo esfuerzo en la carga asistencial, docente, investigativa y de otros servicios que aseguren la vitalidad del sistema nacional de salud.

Esta medida busca paliar el incremento del trabajo de nuestros profesionales, ante la falta de algún otro profesional en el mismo servicio donde pudieran asumir tareas que corresponden a otros, que hoy no tenemos cubiertas, explicó.

Agregó que esta fuente de financiamiento es del fondo de salario no ejecutado. La medida no implica directamente un incremento del gasto en el presupuesto, pues se trata de la redistribución de ese financiamiento aprobado para cada unidad asistencial y que no se ejecuta porque no está cubierta la plaza. La cuantía máxima aprobada a pagar es un límite del ciento por ciento del salario escala del cargo que ocupa el trabajador..

Navarro Martínez apuntó que ese documento ya ha sido elaborado y discutido por el ministerio.

El resto de las medidas serán implementadas paulatinamente a partir del comportamiento de la economía del país y de la garantía material para algunas que demandan determinadas decisiones, con la participación de algunos organismos de la Administración Central del Estado y los Gobiernos locales. Todas las medidas que han sido aprobadas para la salud pública serán ejecutadas progresivamente en el 2024, dijo.

De acuerdo con Navarro Martínez, es importante señalar que, tal como explicó la viceministra de Finanzas y Precios, “estamos hablando de medidas con un costo por encima de los 13 000 millones de pesos que no estaban concebidos inicialmente en el presupuesto que generalmente utiliza el sistema nacional de salud.

Ello no es más que una manifestación del esfuerzo del Gobierno y el Estado cubanos por proteger una de las conquistas más importantes de la Revolución, que, además, es esencia de esta: la salud pública, afirmó.

No quisiera –añadió Navarro Martínez– terminar esta explicación sin transmitirles, a nombre del doctor José Angel Portal Miranda, ministro de Salud Pública, del equipo de dirección del ministerio y del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Salud, nuestro reconocimiento a todos los trabajadores del sector por la labor desarrollada durante 2023 para garantizar los servicios médicos, sometidos a limitaciones materiales todo el año, pero siempre primando el compromiso con la salud del pueblo.

Esas son las virtudes de nuestros trabajadores, que también estarán puestas de manifiesto en el 65 aniversario del triunfo de la Revolución.

Sindicato de la Salud: Estas medidas beneficiarán a más de 250 000 trabajadores

A continuación intervino en la Mesa Redonda Santiago Badía González, secretario nacional del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Salud, quien se refirió a la segunda conferencia nacional del gremio, donde se reafirmó el compromiso superior de elevar la calidad de los servicios que se prestan al pueblo.

El lema central de nuestra conferencia es ‘unidos y comprometidos con la salud del pueblo’, con ese pueblo que espera más de nosotros y que siempre está ahí y es parte de la familia cubana, porque más de 400 000 trabajadores del sector van a estar ahí junto a nuestro pueblo, dijo.

Badía González destacó que estas medidas beneficiarán a más de 250 000 trabajadores, lo cual es fruto de la voluntad política del Estado y del Gobierno. No es una reforma salarial. Las 22 medidas tienen que ver con necesidades reconocidas en el propio proceso de la conferencia del Sindicato de Trabajadores de la Salud.

Señaló que las cuatro relacionadas con ingresos son más inmediatas. Por eso, se están desarrollando ya matutinos, también en las entregas de guardias, donde participan los trabajadores y las direcciones administrativas. Mañana viernes 29, en el consejo de dirección ampliado del ministro, vamos a estar en videoconferencia con todo el país para dar detalles de cómo implementar las medidas.

Agregó que este mismo viernes, a las 11 de la mañana, con la subordinación nacional, “vamos a estar reunidos para explicar qué sucede es a partir del día primero, de la inmediatez que significa, porque lo necesitan y lo esperan nuestros trabajadores”.

Consideró que son medidas muy revolucionarias que vienen a dar respuesta a cuestiones relacionadas con la antigüedad. Lo esperaban los trabajadores, era una necesidad sentida de los trabajadores en áreas como la nocturnidad, no la guardia médica, porque nuestros trabajadores trabajan los 365 días del año.

También destacó la labor del personal de enfermería, que está ahí siempre, al lado del paciente, y mencionó la segunda conferencia que se va a desarrollar el 1 y 2 de febrero en el Palacio de Convenciones de La Habana, con 450 delegados e invitados. El compromiso del sector es con los indicadores de salud, con hacer eficiente y sostenible el sistema, a la vez que se desarrolla también y prestar un servicio de la más alta calidad a nuestro pueblo.

Tras sumarse a la felicitación del ministro de Salud Pública, el consejo de dirección, la Central de Trabajadores de Cuba y el movimiento obrero, afirmó que el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Salud está muy comprometido con la nueva Ley de Salud Pública y con estas medidas que son muy revolucionarias y que van a llegar a la familia cubana.

Ministerio de Educación explica incrementos de ingresos para sus trabajadores

Más adelante, en la Mesa Redonda, la ministra de Educación, Naima Trujillo Barreto, destacó la repercusión que ha tenido el anuncio de las nuevas medidas entre los trabajadores del sector, tanto docentes como no docentes.

Creo que también ha habido coincidencias históricas. Nosotros hemos estado recibiendo por diversas vías, aun en un periodo de receso, lo que piensan nuestros trabajadores, dijo.

Ha sido extraordinario, porque hemos tenido la oportunidad de premiar por estos días los mejores resultados, y el propio 22 de diciembre vimos, como parte de la Asamblea, la intervención del primer secretario, tan emotiva, con un especial reconocimiento a nuestro sector, dijo la ministra.

Tras destacar cómo fue la reciente jornada del educador Ha sido extraordinario el impacto, porque yo creo que de esa misma manera en que la jornada por el día del educador es un reconocimiento de la sociedad toda a la encomiable y sacrificada labor de nuestros maestros, pues bueno también así se han asumido estas decisiones. Yo estoy segura de que en la medida que se vayan conociendo con mayor detalle esto se va a reforzar, pero realmente nosotros asumimos que es también un reconocimiento de toda la sociedad y que hay una aceptación general de que, efectivamente, sea precisamente con los trabajadores de la Educación que se pueden iniciar, y también con el sector de la Salud estas decisiones, a pesar de las tensiones tan complejas que tiene el presupuesto y sobre todo los retos que tiene el 2024. 

Que incluso bajo esas condiciones se haya tomado la decisión, creo que es también un concepto que es histórico en nuestro proceso revolucionario, por la importancia de estas conquistas, efectivamente, como servicio de impacto a la sociedad, pero también por la trascendencia de los trabajadores del sistema de la Educación. Y quería trasladarlo porque ha estado prácticamente en redes, en las comunicaciones que nos han hecho los principales directivos, comentó Trujillo Barreto.

Nosotros hemos estado desarrollando un programa también por las vías que nos ha sido posible, porque hay que prepararse muy bien para poder implementar todas las medidas, y pienso que es importante reforzar esa idea. Este es un programa de medidas donde ahora también, al igual que en el sector de la salud, se van a anunciar aquellas que son más inmediatas. Pero es un programa muy integral, muy abarcador, que iremos informando, pero para el cual nos hemos tenido que preparar muy bien, y en función de eso continuaremos asegurando, a partir de la preparación a quienes tenemos que implementarlo en todos los niveles, porque además nuestro sistema es muy grande y van a participar muchas personas, más de 10 000 escuelas, y entonces para implementarlo adecuadamente y además en el tiempo que corresponde, nos tenemos que preparar muy bien, eso ha venido pasando de manera gradual.

Por lo tanto queremos trasladar también esa tranquilidad—dijo la ministra—porque ha exigido incluso ajustar resoluciones, que tengamos nosotros que idear nuevos procedimientos, y yo creo que esa es una idea que se debe conocer: que todo lo que se va a hacer ha tenido una participación no solo para proponer variantes y que algunas de ellas se puedan asumir ahora, otras se irán asumiendo posteriormente en la medida en que las condiciones del país lo permitan, sino que también ha habido una amplia participación de expertos, de personas de mucha experiencia en el sistema, para poder idear los procedimientos más adecuados y que no corramos el riesgo de que una implementación inadecuada retarde o tenga un impacto no adecuado, como parte de todas las medidas que se han ideado, precisamente, para el bienestar de nuestros trabajadores, pero yo diría, por supuesto, que de la sociedad toda, por la importancia que tiene en la construcción de nuestro modelo el sistema educativo sólido por el que hemos apostado siempre, afirmó Trujillo Barreto.

Ya se ha hablado por quienes nos antecedieron del concepto que muchos reconocen como antigüedad. Nosotros volvemos sobre él porque realmente es uno de los asuntos que se había priorizado no solo en planteamientos sistemáticos de los trabajadores del sector, sino que además en este caso, por primera vez, para el sistema de la Educación, por ejemplo, se involucran no solo los docentes sino también los trabajadores no docentes. Creo que eso tiene un impacto importante porque también forman parte de ese proceso educativo tan integral que tiene lugar desde la primera infancia, hasta todos los niveles educativos, que involucra el subsistema general de educación, comentó.

Los rangos son los mismos que se han comentado por el viceministro de Salud, y en nuestro caso queremos significar que nosotros estamos diciendo que más de 240 000 docentes se benefician de un modo u otro, porque, efectivamente, como acababa de explicar y quiero reiterar ahora, nos vamos a detener en estas que son medidas digamos más asociadas a presupuestos y a salarios, pero realmente, como es mucho más integral todo el programa de medidas que se van a implementar, también consideramos que todos se van a beneficiar.

Pero de todas maneras es precisamente el rango de los 30 años de experiencia el que más trabajadores docentes tiene en el sistema.

Siempre digo que 30 años trabajando en la educación y para la educación, con las tantas noches de desvelo que tienen que dedicar los profesionales de la educación para hacer adecuadamente su trabajo y ejercer con calidad su actividad profesional es muchísimo. Y bueno, efectivamente, ahí es donde tenemos el rango de edad mayor y en los quince años de trabajo. Por lo tanto, es precisamente el ciclo de vida profesional que en este momento predomina, cuando estructuramos los rangos de edades y de experiencias en el caso de los docentes.

Explicaba que también los no docentes de algún modo van a tener un beneficio y eso para nosotros también es importante porque incluso hay niveles educativos que descansan una parte importante de la labor formativa en no docentes, por las características de las edades, por diversas razones, condiciones especiales por ejemplo en la educación especial, en la primera infancia, y eso siempre nosotros lo queremos reiterar porque es así y ha sido digamos novedoso en esta ocasión, explicó.

Por otro lado, nosotros también hemos estado distinguiendo, al menos en esta primera etapa, en este primer momento, en lo que nos es posible los ingresos para los profesores que se desempeñan en las escuelas pedagógicas. Y es que nosotros tenemos que revalorizar el modo en que establecemos la formación. Porque es la variable que más define después el resultado. Es decir, cómo formamos al docente. Y también en el caso de los IPVCE, que van a tener entonces distinción especial dentro del sistema, al menos en esta primera etapa es lo que ha sido posible. Yo creo que se va a recibir también con beneplácito, porque los IPVCE, las escuelas pedagógicas, tienen compromisos excepcionales también en esta etapa.

Y por otro lado me gustaría insistir en las medidas que están relacionadas con la remuneración para condiciones de sobrecarga. En este caso estamos estimulando a personas que, además de cumplir con la actividad que normalmente corresponde un docente de un nivel educativo, asume condiciones especiales para poder cumplir con las labores que correspondería a un docente que hoy no tenemos. Es decir, aquellos territorios donde hay una situación más compleja de cobertura, pero yo diría que prácticamente en todo el país puede haber una expresión mayor o menor de esta situación y que en definitiva lo hacen cada día. Porque realmente es muy difícil que una institución educativa no se comprometan nuestros maestros y nuestros profesores con el proceso formativo de un grupo mayor de estudiantes, porque hace falta para cubrir algún déficit en un momento determinado, en términos de cantidad de programas, de cantidad de niveles educativos con los que se trabaja; a veces en un centro mixto se trabaja con varios niveles educativos y nosotros hasta ahora habíamos tenido determinadas regulaciones que no permitían poder reconocer en su justa medida todo ese trabajo que de todas maneras nuestros profesionales hacen.

Asimismo—dijo—esto permitiría también que sean profesores del propio sistema de educación que mantienen su formación continua en el sistema, el efecto del trabajo metodológico y que pueden estar mucho más tiempo en la institución y digamos una respuesta de más estabilidad para esas carencias.

En ese sentido se flexibiliza mucho lo que hasta ahora hemos estado haciendo. Esto además viene de la inejecución del presupuesto, por lo tanto, no tiene una carga tan fuerte. Pero, flexibilizamos mucho porque no solo se transforman las tarifas, sino que también nosotros empezamos a asumir otras formas de esa sobrecarga que no habíamos podido ver de ese modo. Y en eso tenemos que agradecer extraordinariamente los criterios que nuestros trabajadores nos expresaron en el recorrido de agosto, donde nos ilustraron con ejemplos como en el pago por ejemplo de la sobrecarga por horas, inicialmente se había aprobado una tarifa que se correspondía con el 30% del salario que se percibía, pero después vino todo el ordenamiento y mantuvimos la misma cuantía. Eso yo creo que fue muy bueno que se ilustró de ese modo, fue un debate muy interesante, muy rico y además nos pusieron otros muchos ejemplos que hemos comprendido. Me gustaría ilustrar algunos porque también nosotros gradualmente tendremos que ir explicando porque son muchas las variantes que vamos a asumir en este caso, y que yo creo que van a ser muy estimulantes, porque estar en condición de sobrecarga lo amerita, y sobre todo por lo que en términos de calidad puede ayudar a la institución educativa.

Por ejemplo, nosotros ya habíamos asumido que cuando un docente no tiene asistente educativa debía recibir por esa actividad que hace, pero decíamos algo así en el concepto como que ‘por llevar a almorzar a su grupo’, y realmente el no tener la asistente educativa no es solo que los acompañe en el almuerzo, porque hay muchas otras cosas que debe hacer la asistente educativa con la cual no cuenta el maestro. Por lo tanto, por ejemplo, ese, aunque parezca que ya estaba identificada la variante, nosotros hoy la estamos pensando de otro modo porque es mucho más allá de eso y por lo tanto también así tendrá su expresión en cómo asumimos que se debe remunerar.

Y entonces hay muchas variantes que flexibilizan la posibilidad, incluso, de que un profesor pueda hacer docencia en más de una institución en cualquier nivel educativo. Estamos hablando de que, incluso, en la educación primaria, porque además el modo en que se implementa el proceso de perfeccionamiento de la educación ofrece mucha flexibilidad para el ordenamiento de la vida en la escuela. Entonces nosotros hemos estado liberando un grupo de cuestiones, todas estas medidas que tienen que ver con poder cubrir en condiciones de sobrecarga el déficit que tenemos, son transitorias en definitiva,porque nosotros estamos seguros de que gradualmente tendremos que ir impactando de modo favorable en una fuerza de trabajo calificada, estable y de alto nivel, en lo cual hay también un programa que es muy amplio y que no solo tiene que ver con la remuneración o con impactos de carácter económico sino con otras cosas. Pero, evidentemente durante este tiempo esta sería una respuesta siempre más estable, de mayor garantía porque es un profesional preparado para esa actividad y nosotros estamos liberando un grupo de regulaciones que habíamos establecido, protegiendo por supuesto siempre sobre todo que la calidad del proceso formativo no sea la que tenga sus principales impactos, y eso va a permitir que en más de un nivel educativo, en más de una institución educativa, pueda un mismo profesor ejercer su actividad, detalló la ministra.

Tomado de Cubadebate