La Habana, Cuba. – Soy del criterio que todo cubano debe conocer en detalle sobre nuestro vecino norteño, porque eso le ayudaría a comprender mejor las implicaciones que esa cercanía tiene en el devenir histórico cubano. Hoy comentaré el libro “Estados Unidos o el imperio del mal en peor. Esas lecciones de resistencia que nos llegan del Sur”, publicado en el 2006 por la editorial José Martí. El texto está escrito a tres manos por los intelectuales franceses Danielle Bleitrach, Viktor Dedaj y Maxime Vivas, todos con una importante obra que aborda los temas cubanos.

El libro está escrito en el momento en que la administración Bush Jr. gobernaba a los Estados Unidos y ese país al gozar de no tener contrapesos en la arena internacional, hacía y deshacía en los cuatro puntos cardinales del planeta. El volumen se estructura en tres partes, en la primera, Globalización de las resistencias: el ejemplo del Sur, se analiza la situación de Cuba, Bolivia, China, la Cumbre de las Américas y la integración bolivariana, las relaciones Sur-Sur, la situación de Colombia entre otros. La segunda parte titulada, Medios de comunicación occidentales: la cortina de humo, aborda la manipulación que hace el gran Capital de los medios de comunicación y un caso de estudio concreto, el papel de Reporteros sin Fronteras en el manejo de la realidad a su antojo. Y la tercera parte nombrada, Europa: Los principios exhibidos y la (triste) realidad, donde se abordan los temas siguientes: Europa: contrapeso, competidor o vasallo de Estados Unidos, Europa hacia una tercermundialización interna, el papel de España en América Latina y la elección del súper halcón estadounidense Paul Wolfowitz como presidente del Banco Mundial.

Como verá el lector el volumen habla de los frentes de lucha que emergían del Sur en esa época y estrategias que se utilizaban, inéditas hasta esa fecha. Se destacan los ejemplos de Cuba, que ante la globalización neoliberal y la guerra económica que se libra contra ella, ha resistido y mantiene un modelo de sociedad alternativo, y el caso de Venezuela (en ese momento liderada por Hugo Chávez), que había emprendido junto a la Isla acciones concretas tendentes a transformar el actual orden y crear otro mundo mejor. Un elemento a destacar es un anexo que contiene las intervenciones militares de los Estados Unidos entre los años 1890 y 2003.

Aunque han transcurrido años desde la edición de este libro, el lector se percatará de que los ardides imperiales por someter a los pueblos no han cambiado en el tiempo, aquí pongo punto final. Ah, y recuerden, si me ven me por ahí, me saludan.