Compartir

La Central de Trabajadores de Cuba, CTC, aprobó un reglamento para la atención a las quejas y reclamaciones de los afiliados, como parte del proceso hacia el XXI Congreso Obrero.

El documento confeccionado por la esfera de asuntos laborales y sociales de la organización establece las normas y procedimientos para dar tratamiento a los asuntos relacionados con los afiliados.

Las bases del reglamento de la CTC para la atención a las quejas y reclamaciones de los trabajadores es un derecho constitucional y forma parte de la razón de ser de los sindicatos en todas las instancias de dirección.

El reglamento para la atención a las quejas y reclamaciones de los afiliados expresa que también es un deber de la organización recepcionar, investigar y tramitar cartas, solicitudes e inquietudes de los interesados, y dar una rápida respuesta en forma verbal o escrita.