Islamabad.- Pakistán y Afganistán concluyen este sábado en Islamabad la segunda ronda de conversaciones para impulsar el diálogo y la seguridad entre ambos países, cuyas relaciones están signadas por la desconfianza y acusaciones mutuas.

La delegación afgana está encabezada por el vicecanciller Hekmat Khalil Karzai, y la pakistaní por la secretaria de Relaciones Exteriores, Tehmina Janjua.

El encuentro forma parte del llamado Plan de Acción Afganistán-Pakistán para la Paz y la Solidaridad, una iniciativa para la cooperación en áreas como la lucha contra el terrorismo y la reducción de la violencia, la paz, la reconciliación, la repatriación de los refugiados y el desarrollo económico conjunto.

Janjua viajó el pasado fin de semana a Kabul para la primera fase de esas pláticas.

Días antes una delegación afgana encabezada por el ministro del Interior, Wais Barmak, y el jefe de la Dirección Nacional de Seguridad, Masoom Stanekzai, visitaron Islamabad para abordar los mismos temas.

Según la prensa nacional, Barmak y Stanekzai durante una reunión con el primer ministro pakistaní, Shahid Khaqan Abbasi, entregaron una lista de individuos y de madrasas (seminarios islámicos) sospechosos de participar en ataques terroristas en Afganistán.

Sistemáticamente, el gobierno afgano acusa a su similar de Pakistán de respaldar a las formaciones radicales, en especial a los talibanes en territorio del primer país.

Islamabad, por su parte, también repite la misma denuncia pero en sentido contrario, una situación que llevó en el pasado a períodos de tensiones bilaterales, cierre de frontera, intercambio de disparos y paralización del comercio.

Tomado de Prensa Latina

 

Etiquetas: -