Teherán, Irán. El presidente del Parlamento de Irán, Mohamed Baqer Qalibaf, comparó hoy el “No puedo respirar”, de las protestas por el asesinato de George Floyd en Estados Unidos, con manifestaciones en la nación de los persas hace 57 años.

Qalibaf recordó como el pueblo iraní, junto a su fallecido Imán Roullah Jomeini, gritó no podemos respirar mientras seamos el patio trasero de los arrogantes.

En aquella oportunidad, indignados por la detención del fundador de la República Islámica de Irán, el ayatolá Jomeini, los iraníes ocuparon las calles en una jornada que derivó sangrienta masacre, pero a la vez preludió a la victoria de la Revolución Islámica en 1977.

Por su parte, el vocero de la cancillería iraní, Abbas Mousavid, calificó ese asesinato como una muestra desgarradora del racismo sistemático y supremacismo blanco que practica el gobierno norteamericano.