Las Tunas, Cuba. El vicepresidente de la República, Salvador Valdés Mesa, insistió en Las Tunas en atender las comunidades rurales para asegurar fuerza laboral en los polos productivos.

Al chequear los programas de autoabastecimiento reconoció el potencial agrícola del municipio de Jesús Menéndez para ser sostenible en las 30 libras per cápita de productos agrícolas y el encargo estatal, sustentado en sistemas de riego e incremento de la tracción animal.

La provincia creció en la siembra de la campaña de frío, pero llega solo a 23 libras, y prevén su aumento con productores definidos por cada cultivo, y mayor balance de áreas en la Agricultura y AZCUBA.

En Agricultura Urbana, Suburbana y Familiar, Las Tunas crea áreas para hortalizas en el movimiento popular e instituciones, completan módulos pecuarios y destinan subproductos de la industria alimentaria a la crianza de cerdos.

Chequean en Holguín quehacer agrícola

Salvador Valdés Mesa, vicepresidente de Cuba, encabeza en Holguín un intercambio con directivos y productores del sector agropecuario sobre las prioridades para incrementar el autoabastecimiento territorial y fortalecer la soberanía alimentaria y el programa nutricional.

Significó la importancia de la autonomía y sostenibilidad para el desarrollo económico y social del país, a partir de los proyectos de desarrollo local y el impulso de la agricultura.

Valdés Mesa apuntó a soluciones que contribuyan a potenciar las buenas prácticas en el campo, como el rescate de tierras ociosas y la utilización de la tracción animal, entre otras.

En este sentido, explicó que se debe estimular la comunidad rural, para potenciar la fuerza de trabajo primaria en cada provincia y fortalecer por esa vía la gestión empresarial y de servicios, apoyados en los proyectos de desarrollo territoriales.