La Habana, Cuba. Bruno Rodríguez Parrilla, Ministro de Relaciones Exteriores de Cuba, condenó hoy la persecución a buques, navieras y empresas de seguros para privar de combustible a la isla.

A través de su cuenta oficial en la red social Twiter, el canciller cubano calificó esta acción como criminal del Gobierno de Estados Unidos, al tiempo que precisó que solo en el año 2019, se incluyeron en listas negras 53 embarcaciones y 27 compañías.

Agregó que la medida persiste con sensible impacto para el país en un contexto marcado por la pandemia de COVID-19 y la crisis que generó en los sistemas sanitarios y economías de los países.

La persecución forma parte de las disposiciones restrictivas impuestas por el bloqueo de Washington a La Habana, política de asfixia aplicada desde hace más de SEIS décadas contra Cuba.