Nueva Gerona. – La Isla de la Juventud, que hace 18 años consecutivos no reporta muertes maternas, mantiene un seguimiento a embarazadas para evitar se contagien con la Covid-19.

En esta etapa de rebrotes ninguna embarazada se ha contagiado pero el crecimiento de casos dentro de la población obliga a un cumplimiento estricto del aislamiento físico, uso obligado del nasobuco y otras medidas que permitan mantener la calidad de vida de ellas y de sus fetos.

El doctor Israel Velázquez, director de Salud Publica en el Municipio Especial, destacó la responsabilidad del personal de la atención primaria, en el seguimiento a las embarazadas, de las charlas para que se cuiden y cumplan las orientaciones.

La Covid es un peligro latente y toca cumplir con el Programa Materno Infantil y evitar que embarazadas o niños se enfermen de un padecimiento que deja secuelas en el organismo humano.